miércoles, febrero 23, 2005

La isla de mi juventud

Cuando era joven, vivía en la pequeña isla Race Rocks, cerca de Victoria, BC. Mi padre era guardia del faro.

Le ayudaba a pulir el latón en la maquinaria dentro del faro, y le ayudaba en el jardín. Mientras trabajábamos, él me contaba historias largas.

Cada primavera, gaviotas hacían sus nidos en nuestra isla. Y cada primavera mi padre y yo visitábamos cada nido todos los días. Esperábamos hasta que los pajaritos salir del cascarón. Y cuando emergieron los pájaritos, mi papá puso un anillo con un número oficial en una pierna, para que las autoridades pudieran saber donde vuelen los pájaros.

Cuando pienso en mi niñez, pienso en los días asoleados, y el sonido del océano, y el olor de césped recién cortada.

Podéis aprender más sobre Race Rocks, y ver vídeo en tiempo-real de qué pasa en la isla aquí.

4 comentarios:

Lino Evgueni dijo...

Qué infancia tan interesante y tan distinta a la mía.

Susana Aparicio dijo...

Rutita, tienes una infancia de cuento! que pequeñita que es la isla!
Me has hecho recordar un cuento que escribio una amiga mía sobre un farero... quizas lo asocie por eso a tu infancia, tiene que haber sido precioso ayudar a tu padre y pasearte entre las gaviotas.

un abrazo!

Ruthita dijo...

Hola Lino y Susana -- sí, tenía una infancia única. ¡No es sorpresa, entonces, que soy un adulto muy extraño!! Oh gracias Susana por la palabra "farero" -- como "ferarri" pero más despacio. ;)
*abrazos*

Susana Aparicio dijo...

jaaaaaaajaaaaaaaaajaaaaaaaaaa seguro que ha sido esa la razon! :oP

un abrazo!